¿Qué es cloud computing?

Cuando una organización requiere soluciones para incrementar la capacidad de almacenamiento en sus ordenadores se involucra en un término llamado “nube”, pero es posible que no conozcan mucho más allá de la tendencia que se ha generado con esta tecnología.

Ahora escuchar el término “la nube” o “guárdalo en la nube” es fácil de escuchar o verlo en anuncios de teléfonos móviles, reuniones de negocios o mientras navega por Internet, pero ¿Qué es exactamente? “La nube”, esto es sencillamente, Internet. Se ha convertido en una metáfora o cliché para Internet.

Hay un montón de definiciones amplias de cloud computing, sin embargo, muchas personas consideran la nube como cualquier aplicación a la que se puede acceder y que no será descargada directamente sobre su computadora o su servidor.

El cloud computing proporciona una mayor fiabilidad y una mayor escalabilidad, esto quiere decir que “la nube” tiene la habilidad para reaccionar y adaptarse sin perder calidad, además sabe manejar el crecimiento continuo de trabajo de manera fluida, ya que está siempre preparado para hacerse más grande sin perder calidad en los servicios ofrecidos, la información en sus servidores siempre estará segura, incluso si falla un servidor.

Este tipo de servicio de computación es incluso a la carta, lo que significa que pagarás sólo por los recursos informáticos que necesitas y utilizas, incluso hay algunos que te ofrecen espacio de manera gratuita pero de manera limitada.

El Instituto Nacional de Estándares y Tecnología (NIST), cita la definición de cloud computing como:

“…un modelo para permitir un acceso en la red a un conjunto compartido de recursos informáticos configurables (por ejemplo, redes, servidores, almacenamiento, aplicaciones y servicios) que se pueden suministrar y liberar rápidamente con un proveedor de servicios con un mínimo de interacción.”

Hay diferentes tipos de software que utiliza la  nube, y cada servicio varía en lo que se ofrece, pero todos tienen una cosa en común: el cliente no tiene que poseer ninguna instalación física o infraestructura para que funcione. Esto reduce los costos empresariales y ahorra capital.

Con Cloud Computing, podemos tomar como ejemplo el servicio de Google Docs, este software se ejecuta y no se almacena en tu sistema local, sino en servidores a los que se accede a través de Internet. La aplicación se inicia en un navegador web y una vez iniciada, funciona de la misma manera que una aplicación de escritorio convencional, la única diferencia es que reside en los servidores de la nube, lo que significa es que tenemos la capacidad de preparar nuestros documentos en línea, editarlos en línea y compartirlos en tiempo real con contactos de una manera perfecta.

Las ventajas de Cloud Computing son bastante evidentes, dado que ahora puedes guardar información en un almacén central, puedes obtener acceso a tus archivos desde cualquier lugar, sin estar restringido a una computadora o tener que cargar tus archivos en un dispositivo de almacenamiento externo, como un pen drive. Y por supuesto, tienes la capacidad de compartir y colaborar documentos en tiempo real además de que si llegara a existir cualquier fallo en el hardware del usuario esto no conduce a la pérdida de tus datos incluso se reduce el caso por un ataque de virus en nuestra nube.

Categorias

Deja un comentario

Últimos Tweets

Promociones

Conectate!